by Samaria Márquez Jaramillo

STAFF

 

 

 

Directora
Samaria Márquez Jaramillo

 

 

 

Editor
Ramón Casalé I Arán
Miguel Felipe Pulgarín Márquez

 

 

 

Ingeniero de Desarrollo
Alexander Calvo Reyes

 

 

 

Diseñadora Gráfica
María Luisa Castro Márquez

Editorial

Cuando la inflación crece más rápido que el bambú, los bancos no se quedan atrás y multiplican las tasas de interés, con esa maniobra sube el costo de los créditos y se hace menos rentable la compra de bienes y servicios. Esta cadena de situaciones amarra el consumo y las inversiones. Faltando la demanda es verdad de Perogrullo decir que disminuye la compra, todo ello es una estrategia para reducir el consumo y hacer bajar los precios. Y ¿cuándo se tenga controlada la inflación qué remedio hay para la recesión? ¿Qué es más dañino, el crecimiento desbordado a costa de la caída del valor del peso o un peso por las nubes, pero en los bancos porque afuera está estancada su circulación?

La raza humana tuvo que perder el Paraíso para poder tener héroes. Vivimos la edad de la degradación y como el maestro llega cuando el alumno está listo, aparecerán héroes de la Economía que dilucidarán la dicotomía : ¿Menos dinero circulando o estimular el consumo para que no haya una producción cuesta abajo?